entrevista

Entrevista laboral: Cómo contestar a, ¿Cuáles son tus debilidades?

Prepararse para una entrevista de trabajo es vital si se espera conseguir el empleo, por ello, es conveniente conocer qué tipo de preguntas te pueden hacer y cómo responder, si estás a punto de tener una conversación con el reclutador, entérate de: Entrevista laboral: Cómo contestar a, ¿Cuáles son tus debilidades? 

Hay algunos cuestionamientos que los reclutadores plantean para conocer cómo piensa el candidato, cómo se desenvuelve o cómo resuelve problema; es así que es conveniente ensayar las respuestas para no parecer nervioso o inseguro, después de todo, la empresa busca personas disciplinadas, automotivadas y dispuestas a aprender.

¿Cuáles son tus debilidades?

Si alguna vez te han hecho esta pregunta en una entrevista laboral, seguramente habrás pensando que responder de forma sincera es lo mejor, sin embargo, no es lo más estratégico cuando buscas resaltar entre varios candidatos, por ello, la especialista y coach personal Vivian Montoya Ruiz en TikTok, recomienda pensar mejor la respuesta.

Por ejemplo, si te preguntan ¿Cuáles son tus debilidades?, puedes empezar la respuesta diciendo que son áreas de oportunidad, restándole lo negativo a la pregunta:

  • Mis tres oportunidades de mejora serían: si bien tengo un buen nivel de inglés me gustaría mejorar mi pronunciación y para eso estoy tomando cursos virtuales todas las semanas.
  • Mi segunda oportunidad de mejora es aprender a priorizar las actividades, porque tengo diferentes proyectos paralelos, ya estoy desarrollando un formato que me permite priorizarlos y saber a quién le tengo que entregar, todavía no es perfecto, pero pienso que voy por buen camino.
  • La tercera área de mejora es hacer una especialización, un máster, que me permita tener más conocimientos que me permitan aportar más valor a la empresa donde vaya a trabajar.

Después de haber planteado las tres áreas de mejoras (no debilidades), la especialista indica que puedes hablar de tu vida personal sólo si el reclutador te lo solicita, como, por ejemplo, te pueden preguntar: ¿Menciona tres debilidades como personal, no profesionales?, a lo que puedes responder: comer mejor, hacer más ejercicio y pasar más tiempo de calidad con mi familia.

La recomendación final es que no hables mal de ti y no digas cosas que te pongan en desventaja.