Licenciado Edgar Escalante Centeno- Columnista

El Presidente Andrés Manuel López Obrador está analizando entre otros temas, como realizar la adhesión  de organismos autónomos a las Secretarías de Estado.

            Desde nuestro punto de vista, la adhesión ya se venía haciendo pero con el tiempo se fueron dando cuenta que se hacía necesa ria la creación de organismos autónomos, para que de alguna forma sea el contrapeso de la concentración de poder y evitar de alguna forma los malos manejos y que estos sólo estén en una sola Secretaría de Estado. Pero a pesar de que existen esos organismos autóno mos siempre hay malos manejos en algunas Secretarias de Estado y esos mismos realizan la función de contraloría social o más bien para transparentar los manejos y procesos de las dependencias.

            El Presidente ha manifestado que son “TAPADERAS Y ALCAHUETES QUE NO BENEFICAN A NADIE”, por lo que estableció un plazo para analizar el tema sin decir qué fecha.

            Entre los organismos autónomos para desaparecer esta “IFT”  que es el Instituto Federal de Telecomunicaciones pero este orga nismo realmente no duplica funciones, ya que la Secretaría tiene que ver con una política pública, en tanto que el mencionado ente es el regulador del sector y su opinión es profesionalmente técnica.

            También se estarían violando los acuerdos que existen al interior del T-MEC, ya que el Estado Mexicano se ha obligado a mantener un programa autónomo totalmente independiente de la Administración Pública y que sea regulador de todo lo que es Telecomunicaciones y medios.

            Esto podría llevar flagrantemente al Estado Mexicano al incumplimiento con los otros dos países  del Tratado Comercial, ya que pone en riesgo las inversiones por parte de estas naciones.

            Por otro lado está el INAI, el Instituto Nacional de Acceso a la Información y acerca de éste declara el Presidente que esas fun ciones bien pueden ejercerlas funcionarios de la Función Pública, es decir de su propio gobierno, o de la Auditoria Superior de la Fede ración, por lo que realmente si se realiza esto se convertiría al poder público en Juez y parte a la hora de decidir qué información debe darse a los ciudadanos.

            En este sentido, el Presidente menciono que si desaparece el INAI se garantizaría el acceso a la información en “fast track”, burlándose de la demora que actualmente tienen los tiempos estipulados en la ley del INAI; también acusó que dicho organismo sirvió de cortina de humo para que se cometan ilícitos y se ocultara información (mañanera del 8 de enero de 2021).

            Todos saben que el INAI no es perfecto, que tiene bastantes áreas de mejora y que se necesita más apertura de información y más accesibilidad, ya que aún hay muchos ciudadanos que quisieran solicitar información y que no cuentan con una computadora o con internet y mucho menos como manejar una cuenta de correo electrónico por lo que por esa parte, podemos decir que aún hay rezago y se tiene que trabajar mucho en ello.

            Entre los organismos que tienden a desaparecer son “IFT, INAI, CFC, CNDH, INEGI, entre otros.

            En resumen aquí veo dos escenarios:

PRIMERO.- Desintegrar o desaparecer los organismos autónomos para ejercer el dominio y control completo del Estado sin con trapesos que significaría un retroceso en la Administración Pública de más de 25 años, ya que integrarlos a las Secretarías de Estado el propio Presidente controlaría todo.

SEGUNDO.- El desaparecer los organismos autónomos o incorporarlos a las Secretarías de Estado, el Presidente decidiría sobre el qué hacer, decir o dar a los ciudadanos; ejemplo en el caso IFT, decidiría darle el control total a Manuel Bartlett para beneficiar a sus amigos; en el caso INAI, decidiría que información dar a sus oponentes sobre los gastos y puestos de las Secretarias y dependencias de Estado; en el caso CNDH, decidiría que ya no hay más casos de violación de derechos humanos por parte de las autoridades de su go bierno; en el caso INEGI, decidiría informar que ya no hay más pobreza ni desempleo y así por el estilo en cada uno de los organismos autónomos.

            Ante este panorama, podemos deducir que el Presidente pretende manejar los presupuestos de los Organismos Autónomos los cuales son de varios miles de millones de pesos y recordemos que hubo una disminución en el presupuesto de organismos autónomos en el 2020 pero un gran aumento a la Secretaria de Desarrollo Social.

           La disminución a los ramos autónomos fue del orden de 4,183 millones de pesos. La Fiscalía General de la República es el órga no que registró la disminución más amplia con 1,500 mdp menos que los que se le asignaban en la propuesta original, lo que lo deja con 16,702 mdp para el próximo año fiscal.

            El Instituto Nacional Electoral (INE) contó con 16,661 mdp para su ejercicio en 2020, que significa una disminución de 1,072 millones de pesos a lo contemplado en el proyecto del PEF 2020.

            El presupuesto del Consejo de la Judicatura Federal también registró una disminución de 1,038 mdp a lo que se contemplaba en el proyecto original, por lo que le serán asignados 59,835 mdp.

            La Suprema Corte de justicia de la Nación (SCJN) operará el siguiente año con 4,822 mdp, luego de que se disminuyeran 201 mdp al presupuesto estipulado en el proyecto enviado a la Cámara de Diputados en septiembre de este año.

            El presupuesto para Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) será de 2,649 mdp, luego de una disminu ción de 89 mdp; la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) operará con 1,874 mdp, luego de un recorte de 37 mdp al proyecto presentado por el gobierno federal y la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), contó con 581 mdp, al con siderar una disminución de 8 mdp.

            Al Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (Inai) le fueron asignados 877 mdp para su operación, que representa una disminución de 50 mdp respecto al proyecto del PEF 2020  y el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) operará con 1,541 mdp, al considerarse una disminución de 189 mdp.

QUIENES AUMENTARON SU PRESUPUESTO.

            La Secretaría de Bienestar fue la más beneficiada en esta reasignación al pasar de un presupuesto de 173,092 mdp a 181,457 para su operación, es decir un aumento de 8,365 mdp.

            La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) fue la dependencia con la segunda reasignación más cuantiosa, al integrar 2,500 mdp más para su operación de lo contemplado en el proyecto original, por lo que contó con 23,657 mdp.

            La Secretaría de Educación Pública también registró un aumento de 1,570 mdp en el presupuesto que le será asignado para 2020, por lo que contó con 326,283 mdp para su operación.

            Así mismo, se decidió asignar 1,324 mdp más a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural de lo contemplado en el proyecto del PEF 2020, por lo que contó con 47,577 mdp.