La determinación del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) de permitir al presidente Andrés Manuel López Obrador fijar su postura sobre las próximas elecciones, podría generar un vacío legal para que otros actores políticos intervengan en los comicios.

El lunes, el TEPJF revocó la medida cautelar del Instituto Nacional Electoral (INE) por el que se le prohibió al mandatario emitir posturas sobre el proceso electoral en curso, con el argumento de que se censuraba al mandatario.

Según fuentes consultas por 24 HORAS, se trata “de una decisión no menor, pues implica dar luz verde para que no sólo el Presidente, sino cualquier servidor público federal, local o municipal, intervenga en la contienda electoral a sabiendas de que estarán protegidos por la decisión del TEPJF.

Por su parte, el senador Juan Antonio Martín del Campo, representante del PAN ante el Consejo General del INE, condenó lo laxa que fue la autoridad electoral sobre las declaraciones del Presidente en Baja California a fines de noviembre pasado, y en su conferencia del día 30 de ese mes, donde hizo comentarios de índole electoral y se refirió a una posible alianza PRI-PAN de forma tendenciosa.

“Prácticamente el Presidente invitó a la ciudadanía a reflexionar su voto y a mantener el proyecto del gobierno en turno, con lo que violentó los artículos 41 y 134 de la Constitución, pues transgredió los principios de imparcialidad y equidad en la contienda. Con ello se pone en riesgo también a la democracia de México”, advirtió el senador.